• En esta primera fase se creará un pozo de ventilación en la rotonda de Los Caballitos

Los trabajos previos a las obras de accesibilidad de la estación de Cercanías de La Nogalera, en Torremolinos, una de las estaciones con mayor volumen de viajeros de la Costa del Sol, comenzaron ayer. Estas obras tan esperadas en la localidad han comenzado en la zona de la fuente de Los Caballitos, donde se realizará un pozo de ventilación, por lo que no afectarán ni al tráfico ni al horario habitual de los trenes.

De este modo, se pretende que las obras que comienzan esta misma semana no afecten al a zona comercial de La Nogalera en el inicio de la temporada turística y durante la etapa estival ante la llegada de los primeros visitantes a la localidad y los trabajos en la plaza se retrasan hasta después de la Feria de Torremolinos que tiene lugar a finales de septiembre.

LOS TRABAJOS CUENTAN CON UN PRESUPUESTO DE 4,6 MILLONES DE EUROS Y UN PLAZO DE 18 MESES

“Por fin empiezan las obras de La Nogalera, son muchos años de trabajo y de esfuerzo hablando con la administración central del Estado y con la plataforma Ascensor, Ya para que podamos conseguir una demanda histórica de los ciudadanos de Torremolinos. Para que esta ciudad sea una ciudad moderna tiene que tener accesibilidad”, señaló ayer el alcalde, José Ortiz, durante una visita a los trabajos. “Son cerca de 6.000 los usuarios que cada día usan el tren y precisamente lo que va en beneficio de esos usuarios es que puedan acceder al transporte público. Hasta ahora las personas con movilidad reducida o que venían cargadas con maletas o carritos de niños no lo podían hacer. Eso tenía que solucionarse”, agregó.

Por su parte, desde la plataforma vecinal Ascensor, Ya, que desde un momento reivindicó la accesibilidad a la estación mediante la construcción de un ascensor, se mostró satisfecha por la noticia, aunque reconocen que aún quedan 18 meses de espera. “Hasta que no lo veamos no nos lo creeremos, son muchos años de lucha”, manifestó Trinidad Rico, portavoz del colectivo.

Durante esta primera fase de los trabajos, que se desarrollará de mayo a septiembre, se crearán dos pozos de ventilación, uno en la rotonda de Los Caballitos y otro en el parque que hay justo en frente. Renfe adjudicó los trabajos a la empresa Vías y Construcciones S.A. por un presupuesto de 4,6 millones de euros (sin IVA), lejos de los siete millones previstos inicialmente, y un plazo de ejecución de 18 meses a contar desde la firma del acta de replanteo, por lo que se prevé que las obras estén listas en el último trimestre de 2020. La estación será rehabilitada de forma integral y se mejorarán tanto la electricidad general como los acabados, la iluminación, las salidas de emergencia y los bordes de los andenes, que se adaptarán para las personas con problemas de visión. Se trata de una de las reivindicaciones históricas del municipio, que pese al importante número de viajeros que recibe a diario en la estación debido a su ubicación esta no responde a los principios universales de accesibilidad.

Ascensores para romper las barreras

Las obras adjudicadas permitirán crear un itinerario accesible que comunique el nivel de la calle con el vestíbulo, el paso inferior y la zona de andenes. Entre otras actuaciones, y para facilitar el tránsito entre los distintos niveles, se instalarán ascensores, se recrecerán los andenes y se dotará al edificio con señales luminosas y baldosas podotáctiles. Se renovarán todas las instalaciones actuales de la estación, especialmente las eléctricas, y se mejorará la distribución interior del vestíbulo. Hasta la fecha, los usuarios con movilidad reducida o con cargas se veían obligados a coger el tren o a bajarse en otras paradas.

Malaga Hoy
ELISA MORENO